Lo último

¿Por qué Ada Colau quiere tan poco a Barcelona?

Este año, como los dos anteriores, el Mobile World Congress (MWC) de Barcelona está siendo motivo de polémica y no de celebración como debería ser. El lío actual en 2018 es que la alcaldesa se negó a recibir al rey pero luego, curiosamente, se sentó en la misma mesa que él para la cena de bienvenida. En la calle, entretanto, hubo pequeños altercados protagonizados por las juventudes de la CUP. Nada nuevo, nada que no conozcamos. Pero el MWC no es cualquier cosa. Es un congreso tecnológico de alcance mundial que deja cada año en la ciudad 500 millones de euros. No parece lo más inteligente matar a la gallina de los huevos de oro. Es quizá un síntoma de algo más grave, el poco amor que Colau tiene por Barcelona como ciudad de negocios. No le gustan ni los empresarios ni las empresas. Y ya no se preocupa ni de disimularlo.

Ir a descargar

diazvillanueva.com por correo electrónico

Introduce tu correo y te avisaré de lo último

Anuncios

4 Comments on ¿Por qué Ada Colau quiere tan poco a Barcelona?

  1. La verdadera noticia es que el Borbón ha recibido la mayor contestación popular desde que ascendió al trono.

    Que Colau se niegue a participar en algo tan humillante como “el besamanos”, (ya su nombre lo dice todo), pero que como anfitriona esté en la cena institucional al Jefe del Estado no me parece contradictorio ni odiar particularmente ésto o lo otro… excepto postrarse ante un Borbón.

    El MWC está comprometido hasta el 2.023, así que Colau, a 5 años vista, no pone en riesgo nada. Parece que algunos añoran aquellos momentos de euforia borbónica donde la gente quitaba las mulas al carro real y se uncían a él para llevar en volandas a uno de los mayores miserables en la historia de España.

    “Libranos Señor de la funesta manía de pensar”… ¿o ahora es: enfoquemos para otro lado no sea que se contagie la repulsa al Borbón?

    Saludos

  2. meandmycircunstances // 27/02/2018 en 11:20 // Responder

    Vale,lo entendemos,pero el Rey es el jefe de estado de esta jodida nación,dudo mucho que mostrar respeto por el,sea humillante para una liberticida comunista sin estudios.Lo verdaderamente humillante es que esta clase de gente haya llegado a las instituciones,como el alcalde de Zaragoza,la de Madrid,Valencia………. que corroen todo con su presencia,provocan miseria y una buena dosis de mala imagen a nuestro ya maltrecho pais.
    No estoy por el “vivan las caenas”,aunque en Cataluña,si que lo estan a tenor por la cantidad de nazis que han votado,asi que no tiene nada que ver con la Libertad,eso es claro,solo el regodeo de una analfabeta ante la presencia del Borbon.
    Saludos

    • Estimado

      Has calificado a Colau como liberticida. El Borbón sí que es indudable que proviene de una larga estirpe de liberticidas que además han antepuesto históricamente sus propios intereses personales y sobre todo patrimoniales a los de la Nación. Y por parte materna, no olvidemos que tiene prohibido el acceder a Grecia como miembro de la familia real griega.

      Has calificado a Ada como analfabeta, seguramente desde el sentimiento supremacista que a veces nos posee a quienes hemos trabajado o tenido la suerte de poseer estudios. No olvidemos que el pueblo más culto quizá del mundo del S. XX se embarcó en un genocidio industrializado o, por dar el ejemplo contrario, que Carlomagno, a pesar de todos sus esfuerzos personales, jamás consiguió aprender a leer, y hoy día es el tótem sagrado de todos los europeístas (aunque los sajones de la época dudo que pensaran lo mismo)

      El ater ego de la alcaldesa en esta noticia no conozco tampoco que posea ninguna titulación oficial. Es más, siendo uno de los pocos hijos legítimos de su padre el Emérito, sabemos que éste se vanagloria en privado de no haber terminado un libro en su vida.

      Has calificado a la alcaldesa como comunista. Lenin, infatigable devorador de libros de sol a sol, se debe estar revolviendo en su urna.

      Dices que la individua en cuestión da mala imagen. Supongo que ésta es excelente cuando se trata del chófer de Arturo Mas que dice que hay que cumplir la Ley, siempre que no sea por parte de su hermana, padre o cuñado.

      Ada Colau es un parásito de olfato muy fino para detectar cuál es su clientela, su nicho de mercado, y vivir empotrada en el Régimen partitocrático corrupto y coronado, gozando de sus prebendas y su poder, manteniendo la comedia de ser anti-sistema. No la sobrevalores. No tiene otra ideología, proyecto, causa o interés personal que el suyo propio e, imagino, el de su familia. En esto, por cierto, igual que los Borbones durante la historia de España

      Saludos

  3. Ada es una de esas frecuentes bromas de la democracia representativa en las que accede a la gestión de lo público en un momento crítico la persona menos adecuada, gracias al 51% del apoyo de los representantes del pueblo. En Barcelona las empresas, los trabajadores y los turistas se sobreponen a los payeses catetos de independentismo cerril, a los políticos y sus porcentajes, a los burguesitos de independentismo subvencionado, a los mesetarios de soluciones rápidas… y últimamente a los procesistas de toda condición y en particular a su alcaldesa patana. Se sobreponen pero no con bríos renacidos sino con hartazgo y menoscabo. Desde fuera, vemos estupefactos como una ciudad que tiene todas las condiciones para ser un faro se obceca en ser una cuadra.
    Un cordial saludo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: