Lo último

Sánchez al rojo vivo

Al rojo vivo, así es como está Pedro Sánchez y su Gobierno a estas horas. Parece un San Sebastián atado a un poste con las flechas lloviendo sobre él. La última le ha llegado en forma de ministra de Justicia, que se encuentra fuertemente cuestionada tras hacerse pública su relación con el comisario Villarejo, actualmente en prisión acusado de delitos tales como cohecho, organización criminal y blanqueo de capitales.

Esto le llega después de la dimisión de Carmen Montón por plagiar parte del trabajo de fin de master y de su propio escándalo de la tesis doctoral. Por si todo esto fuera poco, esta misma semana la Mesa del Congreso le ha impedido reajustar la senda de déficit, que quería modificar mediante una artimaña para burlar el control del PP sobre el Senado. Un desastre tras otro, un Gobierno al límite que no quiere convocar elecciones pero que tampoco puede mantenerse en pie.

Anuncios

2 Comments on Sánchez al rojo vivo

  1. Hola Fernando:

    En primer lugar felicitarte por tus programas. Los sigo con entusiasmo.

    En La Contracrónica de hoy, más o menos al final, has dejado paso a un oyente que te advertía sobre cómo grava el IRPF la renta de las personas físicas. Te dijo que va por tramos y creo que lo has entendido en terminos de progresividad. Un sistema progresivo puede ir por tramos o no.

    Que el IRPF grava por tramos significa que la renta total de una persona se divide en tramos, y cada uno de ellos se sujeta a un tipo diferente (en nuestro caso, a dos, al tramo estatal y al autonómico). Aquí se explica bien: https://www.rankia.com/blog/irpf-declaracion-renta/3527053-cuales-son-tramos-irpf-2017-campana-2018

    Un saludo,
    Jorge

  2. La moción, el gobierno sonriente y el subidón en las encuestas, fueron datos para pensar que, aunque con dificultad, Pedro podría bailar con la legislatura. La sarta, aún inconclusa, de despropósitos con los que nos está abochornando es una invitación permanente a la convocatoria de elecciones. No sabemos si la legislatura se prolongará tal y como desea Pedro, pero lo que sí sabemos es que habrá sido tiempo perdido, para la resolución de conflictos o la proposición de condiciones favorables a la prosperidad. Pedro no esquiva los problemas, se los cuelga como medallas, y sigue avanzando, y sonríe; pero como los problemas pesan y se le acumulan, pues lo mismo acaba tropezando con los dientes por delante.
    Un cordial saludo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: