Lo último

La huelga del disparate

Para este viernes, es decir, para mañana mismo, hay convocada una huelga feminista en España y en otros muchos países hispanos como Argentina, Chile o Uruguay. Es una iniciativa muy parecida a la del año pasado que, por lo que se ve, les salió muy bien y quieren repetir la experiencia.

En España la manifestación (y la huelga) la convoca y organiza la llamada Comisión 8 de marzo, conformada por una miríada de asociaciones feministas de todo el país. Esta comisión ha consensuado un manifiesto que es el documento base que justifica la huelga y que suscriben todas las asociaciones y, lógicamente, todos los que sigan la huelga del viernes.

Vamos a ver hoy con más detalle este manifiesto porque es un retrato del estado actual de este movimiento y un auténtico monumento al disparate.

Anuncios

2 Comments on La huelga del disparate

  1. Osvaldo Buscaya // 07/03/2019 en 21:05 // Responder

    Precisamente, el señor periodista fundamenta que el transexual perverso patriarcado condiciona, como dueño del lenguaje, la transmisión de ideas y del pensamiento “reglándonos”, en las acotaciones, donde se permite imponer límites precisos con sus leyes. Es inevitable, pues es el único lenguaje “expresivo” que la transexual perversa civilización patriarcal permite. Es así, que debemos “saltar” los muros impuestos; decimos “saltar” y no demoler, pues será efectiva la demolición, cuando lo femenino tome, y, asuma el poder.
    Precisamente, en el señor periodista se evidencia que el varón “ignora”, tan en absoluto, los motivos de su transexual perversa irresoluble perversión, como el origen de los procesos que consideran a la mujer ajustada a su inferior rol. Estos procesos son, reminiscencias de los recuerdos, transformaciones y deformaciones adoptadas por los mismos, después de haber intentado sin éxito abrirse paso, en forma no modificada, hasta la conciencia.
    Precisamente, el señor periodista sería una versión más de otras formas ostensibles del transexual perverso patriarcado; la mutilación de los genitales, el derecho de pernada, castigo físico y o psicológico, violaciones masivas en conflictos bélicos donde la prostitución es parte de la impuesta normativa del macho que pone en evidencia el lugar que le corresponde a las mujeres.
    El sentido y la verdad del feminismo (la mujer) es la derrota del varón; perverso irresoluble y ambiguo sexual
    “El feminismo es única y absolutamente la mujer”
    Un travesti no es una mujer
    El discurso de la acción femeninológica, de mi ciencia de lo femenino (Femeninologia), expone al varón frente a aquello que ha silenciado en el pasado; el fundamento agresivo que encubre con su hipócrita moral y ética patriarcal, que se demuestran insostenibles en el presente. El psicoanálisis ha sido en el principio una disciplina en que las mujeres se desarrollaron como investigadoras y teóricas de forma, y manera indiscutible Pero esta expansión al no estar Freud, se frenó por la imposición de un orden patriarcal con conceptos que reproducen ese perverso orden; Es decir, la relación desnaturalizada del psicoanálisis, que pretende el perverso patriarcado con sus normas sociales, aparece así de forma muy clara.
    Por Osvaldo Buscaya (Bya)
    (Psicoanalítico)
    Femeninologia (Ciencia de lo femenino)
    Lo femenino es el camino
    Buenos Aires
    Argentina

  2. Dado que la igualdad en derechos y la dignidad social se deben a la condición de persona y no a la condición de hombre o de mujer, la reivindicación de ambas, específicamente para las mujeres, es desconcertante porque las mujeres ni padecen todas ellas esas mermas ni son las únicas personas con estas demandas. El día de la mujer, podría celebrar su condición femenina, que consiste en una mayor implicación corporal cuando la maternidad física y en un rol social en continua evolución que es expresión de la experiencia de las generaciones precedentes pero que ni es inmutable ni obligatorio, pero siempre vital; y podría ser una oportunidad para que las nuevas generaciones perciban el cambio de rol. Lo visto el 8 marzo ha sido una horda de agraviadas por un ente incorpóreo y jurídicamente irresponsable que las legitima para exigir méritos sociales por haber sido sus víctimas o compartir el sexo con sus víctimas; y un tropel de personas bienitencionadas que ven y quieren hacer patente que el rol social femenino ha cambiado y convive disfuncionalmente con su predecesor. Eso sí, bajo los lemas y los gritos de la horda.
    Un cordial saludo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: