Lo último

El país de los dos imperios

México no fue siempre una república. Repúblicas ha tenido unas cuantas, pero también dos periodos monárquicos conocidos como los dos imperios: el primero nada más declarar la independencia en 1821 y el segundo 42 años más tarde, cuando el país acababa de dejar atrás una época calamitosa en la que perdió la mitad de su territorio a manos de Estados Unidos.

El primer emperador se llamaba Agustín y no era más que un militar del ejército realista elevado al trono por las élites novohispanas disgustadas con Fernando VII por haber jurado la Constitución de 1812. Duró muy poco, sólo dos años, tras lo cuales el país se sumergió en una vorágine republicana de la que saldría el segundo imperio, a cuya cabeza se encontraba Maximiliano de Habsburgo, un archiduque austriaco protegido por Napoleón III. Maximiliano reinó algo más de tres años y trató de ser un buen emperador, emprendió algunas reformas y se lo tomó muy en serio, pero sus aliados pronto le abandonaron y terminó su reinado de un modo un tanto abrupto.

Hoy en La ContraHistoria vamos a viajar al convulso siglo XIX mexicano y a recorrer estos dos efímeros imperios con sus dos emperadores.

En El ContraSello:

  • La gran deportación de alemanes
  • La Comuna de París
  • Revoluciones comunistas que fracasaron

Bibliografía

Anuncios

1 Comment on El país de los dos imperios

  1. Muy bueno. Lo he reblogueado

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: