Lo último

Plácido Domingo a pesar del #MeToo

Hace dos semanas la agencia Associated Press publicó una noticia que conmocionó al mundo de la música. Nueve mujeres acusaban al tenor Plácido Domingo de haberlas acosado sexualmente hace unos 30 años. De las nueve sólo una de ellas, una desconocida mezzo-soprano estadounidense llamada Patricia Wulf, prestó su nombre junto al testimonio. El resto permanecieron (y permanecen) en el anonimato.

A la conmoción sobrevino el estupor. Plácido Domingo es, aparte de uno de los cantantes de ópera más famosos del mundo, uno de los más queridos a título personal gracias a un carisma muy especial que posee. Las acusaciones, eso sí, provocaron efectos inmediatos en EEUU. Al tenor le suspendieron sendas galas en Filadelfia y San Francisco. No sucedió lo mismo en Europa, donde recibió el apoyo del Festival de Salzburgo, uno de los más prestigiosos del mundo, y, días después, fue La Scala de Milán la que confirmó sus actuaciones para esta temporada.

En Salzburgo cantó este domingo y el público puesto en pie le homenajeó con una ovación monumental. De las denuncias de Wulf y las ocho restantes anónimas poco más se ha sabido, luego no es mal momento para recapitular sobre este asunto.

En La ContraRéplica:

  • Francia y el acuerdo con el Mercosur
  • Racismo en el Reino Unido
  • ¿Qué es el peronismo?

Anuncios

Apoya La Contra

La Contra es de sus oyentes

De ellos depende que este espacio de libertad, rigor e independencia siga existiendo.

€1,00

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: